¿Ganar perdiendo?

En la política se ha leído y escuchado recientemente que se puede en una elección ganar, aún perdiendo. Es lo que ha aseverado una de las partes, negado la otra, y desde la posición de observadores la prensa y los medios ven esta situación con incertidumbres y dudas. Parecería que no, pero parece que sí, ¿Cómo es? ¿Se puede ganar perdiendo?

La pregunta entonces la extrapolo: ¿se puede ganar perdiendo en los negocios?

La primera impresión es: es imposible pensar que se pueda ganar perdiendo en un negocio. No hay forma de transformar un fracaso en una buena noticia. Los mensajes que confrontan a la pérdida suenan más a excusas que a verdaderas ganancias.  La pérdida es concreta: no hay espacio para ningún festejo.

Pero si miramos alrededor, parecería que hay derrotas que en los negocios se festejan. Si pierdo market share pero gané en rentabilidad, no está tan mal; lo contrario también vale, si pierdo $$ pero gané market share, vale más o el doble.  Pero aún con indicadores poco alentadores, se puede reconvertir esa pérdida en activos intangibles como “el camino necesario del fracaso para generar éxitos después”. Y en el límite está el juego de los exceles y las proyecciones: hoy perdimos o perdemos, pero “la proyección futura es maravillosa y encantadoramente potencial para arriba. Miremos el futuro y no el hoy ni el pasado.”

Todo esto me recuerda al deporte, donde existen los “permitidos” post derrotas. Hay ejemplos (individuales y colectivos) de deportistas o equipos que han perdido una final o un partido importante, y a pesar del resultado negativo se van aplaudidos por su público y aclamados por la crítica. Perdieron sí, pero dejaron todo, pelearon hasta el final, intentaron el milagro, etc. Una lluvia de elogios que calman la angustia y dan un respiro de satisfacción ante la adversidad.

En definitiva, ganar o perder parecería depender del punto de vista de desde donde se mire.  Donde los ganadores y perdedores levantan o bajan sus manos en función de sus propias reglas y pareceres, y según el propio relato que se presente.

Compartí
0 0 vote
Article Rating
Subscribe
Notify of
guest
0 Comments
Inline Feedbacks
View all comments