Limón, Limonada y la realidad de los diarios

El lunes pasado estuve de invitado en el programa radial  Limón y Limonada (Radio el Mundo, AM 1070, de 18 a 20hs) del amigo Claudio Destéfano, y al aire salió el tema de la “invitación” por parte del gobierno argentino a que los supermercados y otros retailers  no pauten en los medios gráficos tradicionales y su impacto (millonario) en el negocio.

Una de las conclusiones que salieron en la mesa fue que hoy por hoy para comunicar y acceder a la información, ya los medios tradicionales no son indispensables, dado que desde que surgió Internet y el marketing digital, se ha generado todo un nuevo canal de interacción de información (con un potencial enorme) que alivia cualquier restricción como esta. Además, y esto es también lo interesante, si la información es relevante, el consumidor la va a ir a buscar igual. Si no es en el diario de los domingos, lo hará en Internet o la esperará en su correo electrónico. Nos preguntábamos tambien: si en algún momento se liberara esta restricción, los anunciantes ¿qué pasa si descubren que obtienen los mismos resultados, usando medios digitales? ¿Volverían con el mismo nivel de inversión y ganas a los medios gráficos?

Los medios gráficos se han enfrentado con un cambio de tendencia brutal, que afecta al corazón de su negocio. No les queda otra que dar batalla. Y sino miren lo que acaba de desarrollar el periódico emblemático como pocos The New York Times. Acaba de lanzar un nuevo servicio publicitario para su edición digital bautizado con el nombre de “Sparking Stories”. Este servicio permite a los anunciantes comprar publicidad en tiempo real basándose en lo que es trending topic en Twitter en ese momento, independientemente de cuál sea su sección dentro del diario, su tema y su contexto. Para ello, se basan en herramientas de análisis de social media, pudiendo rastrear las noticias más compartidas y comentadas del diario en Twitter.

De esta manera, un anunciante pueda pautar su publicidad en aquellas páginas que están teniendo más difusión entre los lectores de The New York Times en un determinado momento, en lugar de ubicarlas simplemente en aquellas páginas temáticamente más afines.

Interesante, ¿no? Solo una perlita de los cambios que Internet genera en los medios más arraigados, pero también como algunos deben adaptarse para estar al día y generar negocios interesantes.


Diego Regueiro

Director Ejecutivo
www.marketingyestrategia.com
¿Te gusta?

Compartí

Dejá un comentario

Se el primero en comentar el artículo


 
Artículos relacionados